FABRICANDO LADRILLOS PARA EL FARAÓN

 © Carlos Padilla – Septiembre 2002

 

¡Bienvenido al barro, compañero! Hoy nos darán la paja, que simboliza la poca solidez del sistema en que vivimos, que se la lleva el viento, como cualquier espíritu, y la tendremos que mezclar con el barro, la tierra de nuestra alma que mezcla el polvo de nuestra carne con el agua pisándola para hacer ladrillos, bien porque Dios nos está ablandando con el Evangelio, bien por ser nuestras propias sobras de salvación religiosa y del mundo, ya que las obras de Faraón son grandes y requieren de grande esfuerzo para satisfacer sus deseos de grandeza, o las nuestras en nuestros planes sin Dios, en aquellos que no Le conocen. Sí amigos, en un día como hoy saldremos cada uno a nuestros trabajos, o a buscarlo, a nuestras empresas, o a cualquier tarea que sea la que desempeñemos en la sociedad, estamos construyendo Egipto, ahora en el siglo XXI.

 

EL HOMBRE FABRICA Y SIRVE AL SISTEMA DEL MUNDO Y NO LO SABE

Lo verdaderamente impactante de nuestra historia en el mundo, es ver cómo aquellos que al mismo tiempo que construimos para el Faraón, como lo hizo el pueblo de Dios en Egipto cuando eran esclavos, queremos ir a adorar a Dios fuera, predicar, adorarle en el desierto, venir a la alabanza, etc., somos perseguidos por este sistema, y muchas veces no de manera visible, ya que como a nuestro enemigo, el dios de este mundo, no le gusta que sirvamos al Dios del Universo, a su Dios, nos pone todo tipo de obstáculos, hasta que llega el momento en que también nos hace ir por la paja, pero demandando que produzcamos la misma cantidad de ladrillos de mezcla que antes.

Pero no te preocupes hermano, compañero de camino, si amas a nuestro Señor, Él va a abrir las aguas del mar rojo para que pasemos por lo seco, y en la oscuridad Él nos será columna de fuego, nuestra Luz y Protección, para que nos enseñe como convivir con nuestro prójimo, nos guiará para salir victoriosos en nuestras vidas y para llevar Su buena noticia, la mayor noticia que se le puede traer al corazón y a la mente de un hombre de cualquier nación o lengua: El Evangelio. Dios se ha hecho hombre y ha vencido en nuestro sistema y a su fin, la muerte, para que veamos que no tenemos nada que temer, que, aunque haya que fabricar ladrillos, para que veamos que por nuestras obras no nos podemos salvar, ni por las del mundo. Hay otra obra que se hace con piedras vivas, que la piedra del fundamento es la Roca, Cristo, y que sobre Él, se edifica un nuevo mundo de almas de piedra, almas de fe, y que estas almas son las que Él ama hasta dar su vida por nosotros.

Sal de la creencia de que, por tus esfuerzos de religión, como ladrillos de barro y paja, que no son sólidos vas a limpiar tu conciencia de obras muertas. La fe es la piedra de edificación. Tomando un dato relevante de la construcción del Templo, las piedras del edificio se tallan fuera del templo, lo que simboliza nuestras experiencias en la vida en el mundo, con los golpes de nuestros fracasos con los que somos esculpidos, tallados espiritualmente, pero cuando llegamos a la presencia de Dios, al Templo, ya estamos formados. Sí amigo, la vida es nuestra escultura para hacernos moldeables ante Dios, para construir la nueva Jerusalén.

 

TEXTOS BÍBLICOS DE REFERENCIA

…y dijo Faraón a sus siervos: ¿Acaso hallaremos a otro hombre como éste, en quien esté el Espíritu de Dios? Génesis 41: 38…

He aquí, el pueblo de los hijos de Israel es mayor y más fuerte que nosotros. Éxodo: 1:9.

13Y los egipcios hicieron servir a los hijos de Israel con dureza, 14y amargaron su vida con dura servidumbre, en hacer barro y ladrillo, y en toda labor del campo y en todo su servicio, al cual los obligaban con rigor. Éxodo: 1:13 y 14.

16No se da paja a tus siervos, y con todo nos dicen: Haced el ladrillo. Y he aquí tus siervos son azotados, y el pueblo tuyo es el culpable. 17Y él respondió: Estáis ociosos, sí, ociosos, y por eso decís: Vamos y ofrezcamos sacrificios a Yahweh. Éxodo 5:15 y 16.

Yahweh iba delante de ellos de día en una columna de nube para guiarlos por el camino, y de noche en una columna de fuego para alumbrarles, a fin de que anduviesen de día y de noche. Éxodo: 13:21.

21Y extendió Moisés su mano sobre el mar, e hizo Yahweh que el mar se retirase por recio viento oriental toda aquella noche; y volvió el mar en seco, y las aguas quedaron divididas. 22Entonces los hijos de Israel entraron por en medio del mar, en seco, teniendo las aguas como muro a su derecha y a su izquierda. Éxodo 14:21 y 22.

Sed como José, que fue hecho gobernador por Faraón, que aun a riesgo de su vida, no dobló la rodilla ante Faraón, y sean dados los cargos de confianza al pueblo de Dios que sois vosotros, personas de fe, que no se corromperán por el poder, porque sirven y temen a Dios, no al hombre.

…Así que hermanos míos amados, estad firmes y constantes, creciendo en la obra del Señor siempre, sabiendo que vuestro trabajo en el Señor no es en vano. 1 Corintios 15:58.

Así que, amigo, no te afanes demasiado en el amasado de los ladrillos, que se quedarán todos aquí. Alentémonos unos a otros con ánimo pronto. Con ósculo santo de este compañero de barrizal. Amén.